Construyendo una próspera red alimentaria del suelo

¿Qué es una red alimentaria del suelo?

red alimentaria del suelo

Un suelo saludable es un suelo increíblemente diverso y lleno de vida. Vida interconectada, que pasa toda o parte de su vida en el suelo, red alimentaria del suelo.. Los organismos en las redes suelo-alimento varían en tamaño desde finas bacterias unicelulares, algas, protozoos y hongos hasta nematodos más complejos, grandes insectos visibles, insectos y plantas.

Las redes alimentarias del suelo son esenciales para una estructura saludable del suelo y, por lo tanto, para el crecimiento saludable de las plantas. A medida que los organismos del suelo se mueven, comen, crecen y mueren, hacen circular los nutrientes del suelo, controlan las enfermedades del suelo y mejoran el movimiento del agua y el aire en el suelo.

Como jardinero y agricultor, uno de nuestros trabajos más importantes (si no) el La tarea más importante) es apoyar y hacer crecer una red alimenticia del suelo saludable, diversa y próspera. En segundo lugar, la red alimentaria del suelo asegura que nuestras plantas tengan todos los nutrientes, el agua y el oxígeno que necesitan.

¿Qué hace la red alimentaria del suelo?

1. Ciclo de nutrientes

Suelo saludable Una red alimenticia lo recompensa a usted (ya sus plantas) en un suelo saludable y productivo. Cuidar la red alimentaria del suelo definitivamente vale la pena. Cuando los organismos en su suelo trabajan juntos, hacen circular nutrientes y minerales en la forma y cantidad adecuadas para satisfacer las necesidades de su planta. Las redes alimentarias del suelo saben que las plantas retienen los nutrientes cuando no están creciendo rápidamente.

2. Drenaje y flujo de aire

Las redes alimentarias del suelo son importantes para formar agregados de suelo y controlar el flujo de agua y oxígeno a través del suelo.

3. Eliminación de contaminantes

Y finalmente, pero nunca al menos, las redes alimentarias del suelo ayudan a descomponer los compuestos tóxicos y purificar el agua. Los expertos están de acuerdo en que cuanto más diversa es la red alimentaria en el suelo, más eficaz es para eliminar las toxinas y la contaminación.

En pocas palabras, ¡una red alimenticia de suelo saludable es esencial para plantas prósperas y jardineros felices!

Los 5 mejores consejos para proteger la red alimentaria del suelo

Hay muchos cambios simples que cada jardinero puede hacer para apoyar y fortalecer la red alimentaria del suelo. Aquí están nuestros cinco principales:

1. Limite la turbulencia del suelo y el cultivo

Imagina la red alimentaria de tu suelo como hebras interconectadas de una telaraña. Cortar un solo hilo romperá toda la telaraña. Lo mismo es cierto para las redes alimentarias del suelo. Si se rompen delicadas hebras de hongos o se cavan o cultivan y destruyen túneles de lombrices, esto afecta y daña toda la cadena alimentaria del suelo.

Jardinería sin cavar Las costumbres son cada vez más comunes entre muchos jardineros y agricultores. Si aún no lo ha convertido en una ganga, ¿por qué no guardar una o dos camas de prueba esta temporada?

2. Restaurar suelos sobrecompactados

Como la mayoría de los sistemas vivos, las redes alimentarias del suelo requieren la cantidad justa de agua y aire para prosperar. El suelo compactado obstruye el flujo de agua y aire. Restaurar el suelo compactado mejorará el drenaje y el flujo de aire. Esto asegura que cada parte de la red alimentaria del suelo tenga la humedad y el aire necesarios. Consejos para aflojar la tierra compactada.

3. Cubre regularmente las raíces

El mantillo simplemente significa agregar abono, hojas y otra materia orgánica a la superficie del suelo. El mulching está estrechamente relacionado con la jardinería sin cavar. Es fácil de hacer y debe ser parte de la rutina del jardinero. El mantillo no solo agrega materia orgánica valiosa, sino que también es una excelente manera de controlar las malas hierbas. Una próspera red alimenticia del suelo atrae mantillo hacia el suelo donde se necesita.

Al desherbar o limpiar, asegúrese de que las hojas y los materiales vegetales se puedan descomponer en el acto. Y no olvide que los microbios beneficiosos del suelo se acumulan en las áreas de las raíces alrededor de las plantas sanas. Por lo tanto, si es posible, no perturbe las raíces de las plantas y las malas hierbas en el suelo.

4. Evita pesticidas, herbicidas y fertilizantes no orgánicos

Los fertilizantes químicos y sintéticos que se compran en las tiendas a menudo tienen etiquetas atractivas y son muy publicitados por las empresas que los respaldan. Y sí, alimentan las plantas. Sin embargo, debido a que son a base de sulfato, en realidad ayudan a matar los microbios del suelo y destruyen las estructuras saludables del suelo que nuestras plantas necesitan y prefieren.

En pocas palabras, el uso de estos fertilizantes en el jardín crea tierra muerta y las plantas se vuelven cada vez más dependientes de estos fertilizantes simplemente para sobrevivir. Este es un ciclo peligroso e innecesario. Y si cultivas verduras para comer, se consideran aún menos saludables.

5. Plante una variedad de jardines y practique la rotación de cultivos

Se ha demostrado que cultivar una variedad de plantas y practicar la rotación de cultivos aumenta significativamente la biodiversidad en las redes alimentarias del suelo. Este aumento de la biodiversidad conduce a una mayor disponibilidad de nutrientes y fertilidad del suelo.


¡Ordenar ahora! Encuentra todos tus suministros de compostaje bokeh en nuestra tienda online.


Otras publicaciones que quizás quieras leer:

Deja un comentario